¿Tu sustituto va a ser un robot?


Resultado de imagen de robot

Preparando una conferencia sobre el futuro del talento me tropecé hace unos días con esta web en la que es posible calcular la probabilidad de que tu puesto de trabajo desaparezca gracias a la robotización. (ir al enlace).
 
Hice la prueba con algunos puestos y el resultado es interesante: Ingeniero naval 4,1%, sacerdote 0,81%, Director artístico 2,3%, zapatero 52%, moldeador 90%, jefe de compras 87%, investigador médico 0,47%,... RRHH manager: 0,55%  ¡Salvados!
 
Esta es la que yo llamo la paradoja de las STEM. Mientras insistimos en priorizar la contratación de científicos, técnicos, ingenieros y matemáticos, la inteligencia artificial, la 'machine learning', el big data y la hiperconectividad avanzan a pasos agigantados y juntas amenzan con cruzar la línea en la que las máquinas van a superar a los humanos.
 
Solo pensando en el ámbito doméstico, empezaron con operaciones muy básicas y repetitivas como lavarnos la ropa o darnos un café en las máquinas de vending. Avanzaron con cosas algo más complejas como pasearse por la casa aspirando todo el polvo y parece que ya saben conducir por calles muy transitadas. Pero es que ya no nos parece tan remota la posibilidad de que una máquina haga mejores diagnósticos médicos que un humano. Incluso podemos imaginar una operación llevada a cabo por un robot y en el ámbito de la ingeniería las máquinas ya son capaces de mejorar los diseños que hacemos los humanos.
 
Curiosamente el reducto que nos van a dejar - ámbitos artísticos y espirituales - está más vinculado a las humanidades y la creatividad que a las famosas STEM. Y supongo que esto es así porque pese a que insistamos en autocalificarnos de seres racionales, lo que nos convierte en humanos son precisamente esas emociones que los robots aun no saben como manejar.
 
En cualquier caso es conveniente tener presente la amenaza e ir pensando en nuevas ocupaciones.
 

Comentarios

Entradas populares