Mens sana in corpore sano





12 CONSEJOS PARA SER MÁS PRODUCTIVO

Siempre he defendido que para hacer un buen trabajo hay que estar en paz con la vida. Y eso incluye tu propio cuerpo.

No puedes trabajar bien si te duele una muela, no puedes hacerlo bien si nos has dormido, no puedes dar lo mejor de ti mismo - sea trabajando o no - si tu vida es un desorden, si está desequilibrada o vives a impulsos de los demás.

Pero entonces... ¿Qué podemos hacer para regularizar la situación, reequilibrar nuestra vida y retomar el control? 


Algunas recetas básicas son las siguientes: 

  • Dormir la suficiente y levantarse temprano
  • Planificar la jornada
  • Aprender a decir NO
  • Tomar pequeños descansos con frecuencia y dedicarnos tiempo a nosotros mismos
  • Alimentarnos sano y hacer ejercicio
  • Dividir lo difícil en tareas más sencillas
  • Ponerse límites parciales para realizar actividades
  • Designar tiempos específicos durante el día para hacer tareas repetitivas y rutinarias
  • Aprender a delegar
  • Mantener el orden a nuestros alrededor
  • Enfocarnos en los objetivos
  • Autoevaluar nuestros resultados


Creo que todas son importantes y, en mayor o menor medida, todas se me dan relativamente bien - no en vano me considero razonablemente productivo - pero si tuviera que priorizar, empezaría por el principio, por la salud.

Dormir, comer, ejercicio, dedicarse tiempo y dividir los periodos de alta intensidad 'productiva' con pausas 'premio'.

Sin eso, todo lo demás es inútil y, por el contrario, cuando tienes eso, la necesidad de hacer deporte y tener tu horario te impone el poner orden en las otras rutinas, en la delegación o en el decir NO. Son una consecuencia.

En cualquier caso, sea es este orden o no, ponte en marcha para aumentar tu productividad.   




Comentarios

Entradas populares